loader image

Al iniciar el curso de Coach, Inteligencia Emocional y PNL, una de las reflexiones que más me impactó fue:

“Siembra un pensamiento y cosecharás una actitudDestino

Siembra una actitud y cosecharás una acción

Siembra una acción y cosecharás un hábito

Siembra un hábito y cosecharás un carácter

Siembra un carácter y cosecharás tu destino

Si no te gusta tu destino…CAMBIA TU PENSAMIENTO”

Ahí estaba yo, llena de pensamientos que habían cosechado en mí actitudes, estas me hacían actuar de una manera concreta, habituándome a ello, forjando mi carácter y un destino que no es el que quería…pero ¿Qué quería?…si no quería esos pesnamientos, esas conductas… ¿por qué estaban tan instaladas en mí?

Hasta que no empecé a estudiarme, a reflexionar sobre esos hábitos que no me gustaban de mí y de dónde venían y para qué… no conseguí  avanzar.

Han sido unos meses de introspección, duros, intensos, interesantes, llenos de aprendizaje y sobre todo de”¿ QUE QUIERO, QUIEN SOY?”. Unos meses gratificantes, que me han ayudado a cambiar esos pensamientos negativos que había en mí (no puedo, no merezco, no sé, no soy capaz…) y con ello han ido cambiando mi actitud, mis acciones, mis hábitos… soy YO quien está construyendo día a día mi destino, MI VIDA.

¿Sabes que eres TU, y solo tu quien puede hacerlo?

Otro día os contaré cómo… seguiré com-partiendo con vosotros cada día de este nuevo destino…

[sgmb id=»4″]